CABALLO CRIOLLO

Caballo Criollo:

Por caballo criollo se conoce a una raza equina que se distribuye por toda América del Sur, en América Central y América del Norte. En los distintos países del continente se ha ido desarrollando de diverso modo y en especial en el Perú. El caballo criollo es la raza característica de los andes del Perú y cada año son más quienes lo crían, lo utilizan para las duras tareas del campo, o lo disfrutan en sus momentos de ocio.

Características:

El caballo criollo es considerado uno de los caballos de resistencia en el mundo, famoso por las marchas de resistencia que se llevan a cabo en Argentina y Uruguay, es un caballo apto para el trabajo en cualquier ámbito, se usa como caballo de silla, de paseo, caballo de trabajo, caballo para terapias de rehabilitación física y psicológica, es un caballo muy versátil. Un excelente compañero para nuestras travesías.

Su carácter es amable y siempre dispuesto a complacer a su jinete, a veces algo territorial por su desarrollo en el medio ambiente natural. Bastante enérgicos y valientes.

Orígenes:

El caballo criollo es descendiente del caballo ibérico traído por los españoles a América. Un compuesto genético de caballos derivado del caballo berberisco del norte de África, del caballo del Valle del Guadalquivir en Andalucía y otros que se agrupaban en el género de caballos de trabajo llamados “jacas” o “rocines”. Ya en América, algunos de ellos escaparon de las haciendas y misiones religiosas o fueron robados por los nativos. En el campo formaron grandes tropas y expuestos a un entorno salvaje, la selección natural y la endogamia, les fijaron características genéticas propias. Cabe indicar que estas líneas genéticas están total o virtualmente extinguidas en la España y Portugal actuales.

Sólo los más fuertes lograron sobrevivir y reproducirse, aprendiendo a defenderse de los peligros tales como pumas y otros depredadores, soportando además climas extremos. Los pueblos aborígenes, increíblemente adaptables al “monstruo invasor”, aprendieron a adaptarlo a su modo de vida y lograron una relación simbiótica con el caballo, a tal extremo que en el presente se sigue ampliando el estudio de la “doma india”.

CABALLO DE PASO PERUANO

CABALLO DE PASO PERUANO

Para nuestros paseos a caballo y rutas ecuestres en  la ciudad del Cusco, Sacsayhuaman, el Valle Sagrado de los Incas y Maras Moray, ofrecemos estos nobles animales, considerados como el mejor caballo de silla del mundo.

¿Qué es El Caballo Peruano de Paso?

El caballo peruano de paso es una raza equina oriunda del Perú, descendiente de los caballos introducidos durante la Conquista y los primeros tiempos de la Colonia. Esta raza está protegida por la  Ley peruana  y ha sido declarado raza  propia del Perú. Por el Instituto Nacional de Cultura.

El caballo de paso Peruano se caracteriza por un andar lateral o “paso llano” que le es característico. Es típico de las regiones del norte peruano, zona del país de donde se dio su origen, sin embargo el Caballo Peruano de Paso, también se adaptó de forma exitosa a los andes del Perú, donde es muy apreciado. Y usado por los general en excursiones turísticas en el valle sagrado de los incas y al rededores de la ciudad del Cusco.

¿Cuál es su Característica más Importante?

Andadura o Paso Peruano

Lo que hace  especial al Caballo de Paso Peruano, diferente a otras razas de caballos en el mundo, es su manera de andar,  velocidad intermedia o de trote. Este trote es de manera  lateral  y se denomina paso llano en su ritmo más típico; pero puede tener diferentes ritmos y velocidades, que pueden a su vez ser ejecutados por un mismo ejemplar.

Esto hace que el cabalgarlo sea especialmente agradable. La suavidad es una de las virtudes fundamentales y más apreciadas en la raza de este caballo.

Posee un desplazamiento armónico  innato. El caballo peruano de paso tiene como característica, mayor predominancia en movimientos armónicos en los brazos  que en las piernas.

La marcha difiere notablemente de los movimientos laterales de otras razas equinas. Es por ello que es un caballo único suave en movimientos, muy confortable para montar.